Hongo de los pies – La dermatomicosis es un problema de salud pública

By | 27 marzo, 2019

En muchas ocasiones el hongo de los pies es asintomático o a lo sumo produce un cierto picor cuando se remueven los zapatos; por esa razón, la gente se descuida y no toma acción, sin saber que esto le traerá problemas a futuro. Una infección micótica debe ser atendida con igual prontitud que una bacteriana o una viral, porque todas perturban la salud del organismo.

Las patologías fúngicas, en realidad, están presentes en un porcentaje elevado de la población. Pueden ser causadas por contaminación en baños públicos, uso de los zapatos de una persona infectada, pedicuras realizadas en lugares que carecen de las condiciones asépticas necesarias, etc. Son muy comunes entre los deportistas (pie de atleta), quienes comparten el calzado y se asean en gimnasios que pudieran estar mal higienizados.

 

Hongo de los pies

 

El punto es que la dermatomicosis se contagia con facilidad y eliminarla no es sencillo. Como ya se mencionó, con frecuencia se manifiesta levemente; pero, a veces, su presencia puede convertirse en un quebradero de cabeza para quien la sufre. Por un lado, la picazón podría llegar a ser desesperante y el rascado continuo conducir a otras patologías agravantes de la condición.

Por otro lado, a medida que los hongos se adueñan de los tejidos aparece el mal olor, sudoración excesiva, puntos rojos, descamaciones, etc. que, además, afectan la estética y la autoestima de sus dueños. Dado lo expedito del contagio es poco frecuente que la persona lo sufra en un solo pie e inusual que el resto de la familia no se contamine; es decir, se trata de una situación que puede volverse complicada y, por tanto, debe atacarse apenas aparecen los primeros síntomas.

Esta afección es capaz de impactar muy seriamente al paciente diabético, que, por su condición, necesita extremar precauciones. ¿Qué hacer? Los quiropodistas son los profesionales de la salud encargados de tratar la dermatomicosis y con su ayuda podrás erradicar el problema del hogo de los pies.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.